Lamentable deceso de Jonathan Gómez

El piloto internacional mexicano de motociclismo Roberto Jonathan Gómez Martínez falleció éste lunes víctima de un fatal accidente. Éste triste suceso ha conmovido al medio del motociclismo nacional donde Jonathan era muy querido y reconocido.

Piloto de una trayectoria impresionante implantó récords donde quiera que se paró, tanto en América como en Europa donde fue piloto probador mundial MasterBike en Albacete, piloto probador oficial Kawasaki. Participó en el Campeonato Español de Velocidad con excelentes resultados calificando en todas las carreras en que participó.

Igualmente en AMA se presentó como el mejor piloto latino y primer piloto privado en llegar a la meta. En ocasiones posteriores mejoró sus actuaciones terminando incluso en octavo lugar en Daytona Florida. Grandes actuaciones para un piloto privado mexicano al que le sobraba juventud y valor.

Debutó en 1998 en el campeonato Nova de don Faustino Rodríguez dentro de la Fórmula 3 Internacional como novato haciendo equipo con su papá don Roberto Gómez. Un team familiar de grandes recuerdos en una de las temporadas mas fuertes de este campeonato.

Ya como Experto en 1999 logró ser campeón nacional 600cc pasando a hacer equipo con el experimentado piloto Pablo Escalante Ochoa.

De ahí se incorporó al MotoTeam Pepsi haciendo equipo con Pepe Picazzo rompiendo récords de pista en Pachuca, también en el autódromo más rápido que ha existido: el Cuatro Vientos de Aguascalientes, en el Hermános Rodríguez logrando el campeonato nacional e iniciando una serie de ocho reconocimientos como “Piloto del Año” que acumuló.

Posteriormente haciendo equipo con Juan Carlos Lora obtuvo el campeonato de 600 Stock y subcampeonato 600 Libre en el campeonato Moto Pro de Alfredo Cruz dentro de varios títulos logrados en este serial donde compitió varias temporadas.

Una interminable lista de logros y récords acompañan al buen amigo Jonathan hacia su última morada, tantos buenos momentos compartidos con una persona de personalidad discreta y actitud positiva.

Un abrazo a don Roberto su papá y compañero permanente,  a su familia que lo arropó siempre, y a todos los que en algún momento convivimos con éste ser humano excepcional. Roberto Jonathan Gómez Martínez.

NUNCA ES DEMASIADO PRONTO PARA QUIEN HA VIVIDO INTENSAMENTE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Nuestras Redes Sociales

Facebook Twitter